El Mad Maxismo

de lectura: 2 minutos

 

Siempre he pensado que la realidad suele superar la Ficción.

Hace algunos años tuve la oportunidad de ver “Mad Max”. La película describe “un futuro preapocalíptico signado por las escasez de combustible y el desorden social, en el que las pandillas de motociclistas dominan las carreteras…Se puede apreciar un entorno desordenado y distópico”.

En esta película las  pandillas, andan  aterrorizando a los ciudadanos y practicando el pillaje, así como a quienes viajan por la carretera. Allí, destrozan vehículos  y practican  las peores fechorías…

La película causó un gran impacto en mí cuando la vi por primera vez. Lo que  nunca imaginé es que algún día yo viviría para  formar parte de  una sociedad con problemas similares.

¿Se imaginan  una sociedad en la que ciudadanos y familias sean atacados por bandas armadas, y cuándo soliciten apoyo por parte de las autoridades competentes resulte que ellas sirven de apoyo a estos grupos?. Ni siquiera en este Film (Mad Max) la autoridad se alía a los bandidos.  

Al final de la película,  el mayor miedo de Max se cumple, y termina siendo un rufián más dentro de la carretera. “Max Rockatansky se ha convertido en Mad Max”.

Todo este asunto me ha hecho pensar: ¿acaso es cierto que una mentira dicha 1000 veces se convierte en verdad?  ¿Es posible una sociedad en la cuál se inviertan los valores a tal punto en el que los buenos resulten siendo malos y los malos terminen siendo los buenos? ¿Es posible una sociedad en la que las personas decentes terminen siendo perseguidas por el estado y los delincuentes protegidos por el sistema? ¿Es posible lograr un orden social en un entorno en el que los que imparten justicia son los antisociales?  ¿La fuerza siempre se impone sobre la razón? ¿Acaso  la era del  “MAD MAXISMO” es nuestro futuro? ¿O quizá el mayor miedo de Max en el Film se hará realidad y para subsistir todos terminaremos siendo rufianes?

Yo quiero pensar que esto no es así. Yo quiero pensar que luego de tocar fondo finalmente se impondrán los valores que sustentarán una sociedad civilizada, próspera y basada en el respeto. Yo quiero pensar que por el bien de todos la realidad esta vez no superará  la ficción.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *